El cemento alisado y el microcemento son dos todo terreno que se adaptan a cualquier estilo. Si bien la terminación visual de ambos es semejante, sus componentes y técnicas de confección son muy distintas. algunas características más importantes de cada material:

El microcemento Está formado por una mezcla en polvo de cemento, polímeros, cuarzo de distinta granulometría y resinas sintéticas que se combinan con un auxiliar líquido. Tiene la particularidad de aplicarse con poco espesor sin que esto lo haga menos resistente.

Su espesor de 3mm permite utilizarlo casi como obra seca, aplicándolo sobre un revestimiento existente.

Su confección es artesanal y requiere de mano de obra experta.

Su amplia gama de colores es uno de sus ventajas fuertes. La mezcla incluye el pigmento que permite obtener el tono deseado de manera uniforme.

No necesita juntas, pero si la base cuenta con ellas se las debe respetar.

En el piso o en lugares que deban soportar algún tipo de peso se agrega una malla plástica que ofrece mayor resistencia.

Es multifunción porque sirve para revestir pisos, muros, escaleras, muebles, mesadas e incluso se puede aplicar en lugares a la intemperie. No es apto para superficies como pisos flotantes y alfombras. Es impermeable.

Se puede transitar a los tres días de haberse confeccionado.

Hay que evitar arrastrar objetos pesados, elementos punzantes o productos abrasivos sobre su superficie. En locales comerciales, hotelería, y locales comerciales se emplea cemento alisado de alto transito.

Cemento alisado

Está compuesto por un agregado grueso (piedra partida), un agregado fino (arena) y el ligante (cemento puro).

Su espesor varía entre los 2cm y los 5cm, por lo que la mejor opción es utilizarlo directamente sobre la carpeta.

Su confección es artesanal, por lo que debe ser colocado por mano de obra especializada.

Se puede colorear con ferrites (pigmentos) y cemento blanco. Por sus condiciones de secado, el tono no pueda ser controlado. También se puede pintar.

Se coloca por paños con juntas de dilatación cada 4cm aproximadamente, para beneficiar su contracción y dilatación en las distintas épocas del año.

Para que no se produzcan fisuras se pueden colocar mallas de acero antes del vertido del hormigón.

Su punto fuerte es el uso para solados y muros. Al ser un material impermeable, es ideal para aplicar como revestimiento de baños y cocinas, incluso como mesada. Se le puede incluir incrustaciones con materiales, como madera, calcáreos, vidrio, mármol y caracoles.

lfry

Autor admin

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *